Sonrisas bajo la tormenta, de Mireia Oliver García

Antología poética escrita por Mireia Oliver García, escritora y bloguera literaria a la que conozco desde nuestra época de Sttorybox y quien fue probablemente la primera persona en reseñar mis obras. Siempre le estaré eternamente agradecida tanto por ello por todas las iniciativas que ha promovido para dar visibilidad a los autores indie, así que no se me ocurrió mejor forma de demostrárselo que hacer lo mismo por ella. Además, las dos sabemos perfectamente lo difícil que es hacernos un hueco al escribir géneros poco comunes. La verdad es que llevaba mucho tiempo queriendo leer sus creaciones desde que la conocí.

Para empezar y en cuanto al aspecto estético, Sonrisas bajo la tormenta está muy bien maquetado y estructurado, incluso diría que mejor que mis propios libros. Las portadas, los datos de edición, las dedicatorias y agradecimientos… Todo eso está muy bien cuidado. A simple vista puede parecer una tontería, pero eso te acomoda mucho a la hora de leer y da la impresión de que le pone el esmero de una profesional que publica con editoriales. Incluso me ha hecho gracia que haya mencionado a los sttoryboxianos porque nuestro tiempo en ese portal queda ya un tanto lejano aunque la mayoría seguimos en contacto.

Metiéndonos de lleno en el contenido del poemario, la temática es principalmente reflexiva y sentimental. La métrica de los poemas es variada, contando con sonetos (una de mis formas favoritas) y versos libres, entre otras. Gran parte de los poemas son románticos, pero también encontramos otros enfoques. De ellos, me he quedado con detalles particulares. Una de sus primeras piezas, la cual me ha llegado al alma por cómo me sentí identificada, habla de los falsos amigos que se vuelven desconocidos y cómo las personas a las que más quieres pueden fallarte y traicionarte cuando más las necesitas a pesar de la cantidad de tiempo y vivencias maravillosas que has pasado con ellas. Otra pieza que me llamó la atención por cómo yo también he pasado por eso, o por lo menos así la interpreto, es aquella en la que la autora advierte que no es una persona ideal y que avisa varias veces a los demás, antes de que se lleven el chasco, de que tiene muchos defectos que no les gustarían si los descubrieran. En otros varios poemas, la autora usa la metáfora de los trenes. Eso lo hizo aún más mágico y cercano para mí: no solo me encantan los trenes como transporte, también porque son una simbología de nuestra vida con los hechos significativos que ocurren en ella (paradas) y los pasajeros que nos acompañan durante el viaje o se bajan del nuestro en un momento dado para continuar hacia su propio destino. Quienes hayan vivido historias de amor apasionantes o hasta corazones rotos, también se emocionarán mucho al leer este libro. Entre cada poema también hay frases reflexivas que son simplemente maravillosas y perfectas para explorar en nuestra propia introspectiva.

Como ventaja extra añadiré que Sonrisas bajo la tormenta tiene un lenguaje sencillo que es fácil de leer y entender, lo cual viene muy bien para la gente que no está acostumbrada a leer poesía o se quiere iniciar en ella (yo me lo leí en una sola noche). Le doy esta puntuación porque está muy bien logrado para personas de nuestra edad y porque puede aportar mucho a la escritura independiente si lograra más difusión, especialmente a los que nos centramos en géneros y temáticas que no tienen tanto empuje en comparación con las novelas.

LINK DE COMPRA DEL LIBRO: Sonrisas bajo la tormenta: Amazon.es: Oliver, Mireia: Libros

Deje su comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here